¡Por unos deberes escolares divertidos!

Nuestros fines de semana son muy moviditos, nos gusta correr, saltar, montar en bici, nadar, escalar… siempre que podemos aprovechamos para escaparnos al “campo”.DSC01194

En nuestras escapadas camperas sin querer y también queriéndolo hacemos y aprendemos un montón de valores medioambientales y sociales que a mi entender son  fundamentales  para el desarrollo de los más pequeños.

Superamos retos, porque escalamos las rocas y las montañas, disfrutamos del espíritu de superación  y si a veces no podemos el apoyo de un amiguito o de mama fomenta la solidaridad.

.milano-real-300x240Observamos las flores,   los pájaros y si podemos les llamamos por su nombre, la cigüeña, el milano..  también a nosotros nos gusta que nos llamen por nuestro nombre ¿verdad?

Y además aprendemos capacidades lógico-matemáticas porque cogemos piedras, piñas, flores que luego contamos y clasificamos.

Y si además nos llevamos los deberes del campo a casa hacemos jabones tan bonitos como este con una piña que recolectamos el fin de semana pasado pues la psicomotricidad fina también entra en juego.jabon elegante

La sensación de libertad para los niños y mayores es emocionalmente genial, no tener muros poder mirar al cielo y verlo azul o ver las estrellas si es de noche es una experiencia única.

Es una pena que programa educativo en nuestras escuelas no sea tan divertido y los temidos deberes que pronto tendrá mi pequeña no sean tan amenos como estos.

Así que de momento voy a seguir con mi programa escolar particular. 

¡Uy !tengo alergia a los frutos secos

Cuando diseñamos un taller hay que tener en cuenta muchas cosas, el espacio, los materiales, los contenidos a trabajar… y “pequeños” que son “grandes” detalles como son esa pequeña molestia “las alergias infantiles” porque cuando los más pequeños tienen alergias alimentarias como a los frutos secos, no debemos olvidar que la almendra también es un fruto aceite de almendraseco y entonces no podemos hacer una crema con  aceite de almendra.

Buscamos alternativas que sean viables para todos los peques porque también de esta manera todos se sienten integrados y todos los alumnos hacen la misma actividad así que sustituimos  la almendra por la oliva un fruto seco del que se obtiene una joya de aceite tanto para la alimentación como para cosmética.bodegon-jabones.jpg

Que todos se sientan importantes también es un objetivo a trabajar en nuestros talleres, integrar a todos y todas  con pequeños detalles como cambiar el aceite de almendra por aceite de oliva.

¡¡Sí!! estos son los “pequeños” detalles que no podemos olvidar al trabajar con los más pequeños.

Hoy me puse en la piel de un niño de 5 años

DSC00343 y me decían

 “vamos a hacer una crema para después del baño”

¡Alaaa! , imagínate después de bañarme me voy a dar la crema que voy a hacer en clase.

Mira esta es una aceituna, que rica y resulta que de la oliva se obtiene un aceite ummm lo olemos, lo miramos es de color verde y ¿con esto vamos a hacer una cremita? guauuu

Y esta agua ummm huele muy bien dice mi profe que es agua de azahar y resulta que es la flor de la que luego sale la naranja.

Anda y tenemos que sumar, a ver: 6 de aceite y 4 de esta agua que huele tan bien..

¿y esta flor tan bonita? Ummmm se llama lavanda y es de color morado… la voy a pintar y le tengo que contar a mamá que si hueles esta flor te quedas tranquilita…

Pues si así es como los niños imaginan, crean, piensan, se divierten y por el camino aprenden. Este mes voy a impartir un taller para unos peques de un colegio público de Madrid de  último curso de educación infantil, vamos a hacer una crema pero por el camino van obsevar, a manipular a experimentar.

Y sin que ellos lo sepan estamos trabajando eso tan rollo que los mayores llamamos capacidad lógica-matemática, conocimiento del medio, lenguaje, expresión artística.

Y lo mejor de todo es que aunque yo soy mayor me lo paso tan bien como ellos